Fondo

Escúchanos

Encuéntrenos

Síganos

Youtube

PQRSFD

Inicio / Licenciaturas / Licenciatura en Artes Escénicas

Licenciatura en Artes Escénicas

 

 

 

Dirección: Calle 39 n.º 1-60 Este, campus Parque Nacional
Bogotá D. C., Colombia, Suramérica
Horario de atención: Lunes a viernes 8:00 a. m. a 5:00 p. m. jornada continua
Teléfono: (57-1) 245 8684 - 594 1894 ext. 618
Correo electrónico: fba@pedagogica.edu.co 

   



Presentación

La Licenciatura en Artes Escénicas da respuesta a una de las necesidades más sentidas en el país: formar formadores en artes escénicas que, con un sentido contemporáneo, investigativo e interdisciplinar, sean capaces de intervenir diversos escenarios educativos y contribuyan a valorar la formación a través de las artes de la representación como uno de los aspectos claves del desarrollo humano y social, para aportar, de este modo, en la mejora de la calidad de vida del cuerpo social de la cultura.

 

La Licenciatura en Artes Escénicas se constituye, entonces, como:

  

-   El principal centro de formación de docentes, docentes investigadores y pensadores de las artes en los diversos campos de las mismas y para todos los niveles de la educación colombiana. 
     
-   La unidad académica de la Universidad Pedagógica Nacional que participa activamente en la determinación de políticas sobre educación artística para la educación colombiana. 
     
 -   La dependencia experta que apoya a los entes territoriales de carácter nacional, regional y local en la formulación y realización de proyectos de educación en artes en los niveles de educación básica, media y superior, así como en las modalidades de lo formal, lo no formal y lo informal.
     
-   El lugar de trabajo, de polémica, de creación y de indagación de un conjunto de educadores, artistas, artistas educadores, intelectuales e investigadores de la educación en artes, quienes constituyen comunidad académica y, como tal, aportan activamente en la comprensión, en la resignificación y, en general, en la construcción de mapas de las culturas y las prácticas artísticas en el contexto colombiano.
     
-   El lugar en el que se reconocen, se debaten y se apropian las vanguardias sobre educación, sobre artes y sobre educación artística a nivel nacional e internacional.
     
-   El lugar desde el cual nos ponemos en contacto con nuestros pares y similares en cuanto a la formación de formadores en artes a nivel nacional e internacional –preferentemente con las entidades de nuestro continente americano–, para llevar a cabo intercambios de saberes y propiciar la circulación de estudiantes y docentes.
     
-   El lugar en el que las prácticas artísticas y pedagógicas se realizan para la Universidad en sus múltiples espacios de acción. 
     
-   El espacio desde el que se origina la expedición educativa artística y pedagógica como proyecto que nos lleva a conocer y ser conocidos por el país profundo, mediante los intercambios y trueques creativos de nuestras obras, prácticas y discursos de la pedagogía de las artes.
     
-   El territorio de la no violencia, el escenario de los actos simbólicos de afirmación de los derechos humanos, el lugar de la diversidad y de la inclusión.
     
 -   El lugar de la permanente innovación curricular, de los diálogos de saberes entre las distintas disciplinas, de la consolidación de grupos de investigación en el campo de la educación artística y de la producción de conocimientos en estos campos para orientar la educación colombiana.
   

 

     

 


 
 
Historia

 
Después de la reforma constitucional de 1991, el país dio un enorme paso para entrar en la contemporaneidad al reconocerse como un Estado de derecho, multiétnico, pluricultural y sostenido desde la diversidad.

Ese reconocimiento lleva implícita la necesidad de reformular el sistema educativo de nuestro país. A partir de dichas transformaciones en lo educativo, se entiende que la educación no es solo un proceso de transmisión de información, sino que aboga por fomentar el desarrollo de un ciudadano integral, consciente de sus necesidades y opciones vitales.

En ese sentido, se reconoce la importancia de la formación artística como uno de los fundamentos del desarrollo cognitivo, axiológico, histórico, cultural y expresivo del ser humano. Por tanto, en nuestro país, donde hasta la década de 1990 la educación artística en niveles de educación superior era poco menos que inexistente, es la Universidad Pedagógica Nacional la que se plantea la necesidad y el compromiso de formar educadores artísticos para contribuir al desarrollo de una nación y un ciudadano contemporáneos.

El enfoque primordial de la formación que se imparte desde los programas que conforman la Facultad de Bellas Artes está orientado al abordaje, la construcción y la consolidación de una escuela de pensamiento pedagógico activo alrededor de las diversas prácticas del campo artístico, en constante dinamismo, evolución y tensión. Ello para responder a las necesidades del sistema educativo colombiano, sobre todo en cuanto a posibilitar la equidad que corresponde a que todos los ciudadanos, desde sus primeras fases de vida escolar, tengan acceso a este campo del conocimiento que es el arte, y no como ha sucedido hasta ahora, cuando una mínima proporción de estudiantes puede tener acceso constante a él. La vieja disputa entre formar artistas con conocimientos de las teorías pedagógicas clásicas o formar profesores está dirimida y resuelta en nuestra facultad a favor de la preparación y constitución de pedagogos con altos alcances en su formación humana.

Esto quiere decir que apostamos a formar pedagogos que a la vez que comprendan el sentido y el rigor de las disciplinas artísticas y que reconozcan esa comprensión no como fin, sino como medio para incidir en la educación de los niños y los jóvenes, como recurso para activar la investigación en sus múltiples facetas, como mecanismo para la creación de orientaciones y pensamiento pedagógico y didáctico desde las artes, y como incentivo para ejercer liderazgos en el sistema educativo. Desde la perspectiva de este modelo educativo abierto –fomentador del liderazgo, la investigación y la indagación pedagógica sobre las artes–, los estudiantes que ingresen a cualquiera de los programas que ofrece la facultad contarán con espacios de encuentro colectivo, dispondrán de alternativas de movilidad y flexibilidad en sus currículos y podrán ir construyendo sus rutas de aprendizaje bajo la orientación y tutela de sus maestros, que serán cada vez menos aquellos que saben la verdad y la transmiten fiel e inmutable, sino que, por el contrario, serán más bien los incitadores y provocadores de las preguntas fundamentales que hagan del conocimiento, no solamente un acto vivo y transformable en la cotidianidad, sino un generador de autonomía e independencia crítica en las personas.